Ir al contenido principal

Actualización. ¿Qué he estado haciendo todo este tiempo?

No me he olvidado de esto, pero se ve que necesitaba tiempo para relajarme, pensar y poner en orden toda la situación en la que me he encontrado. Viéndolo ahora un poco desde fuera me he dado cuenta de lo ocupada que he estado. He tenido que sacrificar mucho de mi tiempo porque quería concentrarme en mejorar mi trabajo, me he sentido muy cansada y he tenido momentos en los que sentía que no podía con todo. La verdad es que no he escrito porque pienso que no tengo que escribir por obligación, sino simplemente porque me apetece, y aquí estoy ahora después de tanto tiempo.

Esta entrada la voy a tomar como una reflexión. Y es que los comienzos son muy difíciles: hace más o menos medio año que me hice autónoma y ha sido un periodo de grandes experiencias, de mucho aprendizaje, de trabajar duramente -a veces apenas sin descanso-. ¿Conclusión? No me arrepiento para nada de esta decisión. Tenía muy claro que quería estar cerca de los idiomas ya sea como traductora, revisora o haciendo cualquier otro tipo de cosa relacionada.

He aprendido que tengo que estar preparada para solucionar cualquier imprevisto: puede que haya proyectos que no me gusten tanto -eso no quiere decir que no deba tratarlos a todos por igual, con el máximo cariño-, reciba trabajos urgentes o mal hechos porque otra persona ha fallado al cliente, algún cliente se queje porque he hecho algo mal, o en general haya cosas que salgan mal. Ser autónoma me enseña, entre otras cosas, que debo seguir adelante, que puede que no tenga las mismas ganancias todos los meses o, lamentablemente, que nadie es imprescindible.

He de decir que muchas personas pensaban que no conseguiría entrar en el sector. Ya sabéis que tampoco es que en general los comentarios que hacen los profesores de la carrera y la gente que se dedica a esto sean muy positivos. Sin embargo, por mi parte, me gustaría arrojar un poco de luz al asunto. Creo firmemente en que si tengo trabajo no se trata de suerte, sino del esfuerzo y las consecuencias de nuestros actos del día a día. Así que os digo de verdad que se puede vivir de esto y, sí, a tiempo completo y con unas ganancias que te permitan vivir mejor o peor, pero vivir. La clave para mí es trabajar duro y tener ganas de trabajar. Las ganas de trabajar son fundamentales en cualquier profesión pero, en especial, en la nuestra no tenemos que conformarnos con simplemente hacerlo o hacerlo medio bien y tirar; hay que dar siempre lo mejor para tener éxito. Puedo asegurar que el buen trabajo al final se valora y se ve y todo se compensa con creces. Si esto os gusta de verdad entenderéis qué quiero decir.

A modo de ejemplo, os muestro brevemente algunas de las tareas que he realizado como autónoma y que resumirían mi experiencia hasta ahora:

- Recuerdo especialmente la participación en un proyecto enorme que consistía en la recolección de voces de diferentes regiones de España para un programa de reconocimiento de voz en Japón. Me ocupé de la corrección de la traducción de frases sobre la vida y cultura japonesa, corrección de transcripción de los audios, así como la introducción de etiquetas según la calidad del audio. Finalmente grabé con mi propia voz unas frases. Me encantó tener esta oportunidad.

- Aseguramiento de la calidad en diversos proyectos de traducción de japonés e inglés a español, también audiovisuales.


- Revisión de documentos en mi lengua materna.

- Transcripciones y revisiones para el senado y parlamentos. Al principio no me interesaba la política pero he terminado convirtiendo este tipo de transcripciones en una de mis especializaciones. Al final todo esto se me ha hecho divertido y se tratan temas muy interesantes. No os podéis imaginar cuántas cosas se pueden aprender.

- Transcripciones de audios financieros o mercantiles. Otra de mis especializaciones.

- He sido Project Manager de proyectos multilingües. Aunque no tengo problemas en gestionar, no es mi actividad favorita y me pone un tanto de los nervios tener que controlar que todo un equipo trabaja correctamente. Me siento más a gusto en el otro lado, preocupándome por mis propios encargos.

- Pautado y traducción profesional para subtítulos.

- Alguna traducción general de japonés e inglés.

Por otra parte, como hago poquitas traducciones, sigo traduciendo de forma voluntaria para adquirir más experiencia en traducción:
 
- Sigo en el equipo de traducción voluntaria del videojuego Ace Attorney Investigations: Miles Edgeworth 2. Ya casi hemos terminado el caso 3.

- He empezado a colaborar recientemente en Translations for progress.
Hay unos proyectos muy interesantes y las organizaciones son muy abiertas a ayudar a los traductores inexpertos.


Mi intención es poder ofrecer poco a poco más servicios de calidad y llegar a más clientes. Sé que necesitaré armarme de fuerza y paciencia. Podéis contarme vuestra experiencia, impresiones o cualquier cosa en los comentarios. ¡Espero que nos leamos pronto y mucho ánimo para cumplir vuestros objetivos!

Comentarios